Me llamaban Coyote – ‘Bored to death: la del escritor metido a detective fumado que canceló HBO’

Bored to death es una de esas series para las que los canales rivales -cuando campeaba en solitario sin competencia- podían decir “HBO también se equivoca”. Duró tres temporadas hasta que la cancelaron (no hubo final; lo que quedó insinuado fue bastante bizarro) y cada vez surge una corriente mayor (bueno, dudo que exista tal corriente si me exceptuamos, pero quién sabe si la recuperan como Arrested Development, aunque en este caso mejor quedarse con el recuerdo) que piensa que el error fue cancelarla.

Creada por el escritor, periodista y bastante más Jonathan Ames, es la gran serie cultureta (deliciosamente cultureta, escribí de su primera temporada), con menciones a Almodóvar y Rossy de Palma y apariciones de Jim Jarmusch y bromas sobre enemas; en la segunda temporada las referencias y bromas casi privadas son menores y en la tercera pega un salto. Además de cultureta es muy “yo yo yo” (con permiso de Lena y su Girls, la que más: no he visto Louis CK) y en ese escritor con una sola novela que fue un éxito y en blanco para la segunda que, entre calada de porro y calada, se convierte en detective privado no dejamos de ver un trasunto del propio Jonathan Ames con la cara de Jason Schwartzman (primo de los Coppola, habitual de Wes Anderson…). Le acompaña el mejor Ted Danson que nunca he visto (enorme en la tercera temporada) y Zach Galifianakis. Y actrices estupendas como Kristen Wiig, Olympia Dukakis, Isla Fisher…

La intro, que te sumerge en un mundo pulp, es del propio Jason Schwartzman y su proyecto Coconut Records. Y en las tres temporadas hay canciones de bandas consagradas, desconocidas, de un solo disco. Tomen el episodio piloto: en poco más de 20 minutos Stephen Malkmus, Young Marble Giants (no una, varios trozos de canción) y TV on the Radio entre otros; el que cierra la serie en la tercera temporada solo dos canciones pero de qué dos grupos: The Magnetic Fields y de Ursula 1000.

¿Puede que le caigan gordos los actores, que el término cultureta ya les eche para atrás, que odien a Jonathan Ames o que lo único de él que conozcan es la canción que le maldedicó su ex Fiona Apple con el título (adivinen) de Jonathan pero véanla sin prejuicios -o con prejuicios-, tal vez alguno coincide conmigo en que HBO se equivocó pero al no darle la oportunidad por lo menos de concluirla, que yo me quedó no sabiendo si Jason e Isla, si ellos…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>