CRLM Office

Una web de Alfonso Zaplana Pérez.

Entrevista: EsteOeste, especialistas del amor

EsteOeste son Herminio Campillo y José Carlos Illanes, un murciano y un gallego que se conocieron mientras estudiaban en Madrid en la Escuela de Interpretación de Mar Navarro y Andrés Hernández. Un día se les ocurrió subirse al metro para cantar el “Blue Moon” y desde entonces, con la capital española como principal centro de operaciones, no han parado. Durante los últimos tres años han destacado, sobre todo, como “Especialistas del amor”, incluyendo sendos galardones: primer premio en el Concurso de Humor Escena Costello de Madrid y segundo premio en el Creajoven de Murcia. Ahora les toca el turno de convertirse en “tecnopoetas”…

 

Esto son un gallego y un murciano… y no es un chiste. Bueno, un poco sí. ¿Nos lo termináis de contar?
Las casualidades de la vida. Nos conocimos en Madrid mientras estudiábamos. Teníamos ganas de hacer algo juntos, así que nos fuimos a los vagones del metro. La idea era entrar en el tren, muy serios, para cantar canciones de amor. Al principio la gente no sabía si íbamos en serio o no, pero al final muchas veces conseguíamos que todo el vagón entero cantase el “Blue Moon” con nosotros.
Nos fuimos dando cuenta que éramos muy diferentes: uno era Licenciado en Filosofía, otro en Derecho; uno rubio, otro moreno; uno pragmático, el otro fantasioso… uno de Murcia, y el otro gallego. Lejos de obviar todo esto decidimos evidenciarlo.

 

Lleváis más de tres años de trayectoria. ¿Pensabais cuando empezasteis a cantar “Blue Moon” en el Metro que esto duraría tanto?
Hombre, el pragmático (el murciano) dice que no: que iba a durar un rato, hasta que se acabase la tontería. El fantasioso (el gallego) dice que sí: lo bonito que sería decir unos años después: “¡Pues empezamos en el metro, y aquí estamos!”. La base fundamental es que nos divertimos mucho haciendo lo que hacemos. Cuando estábamos en el metro nos lo pasábamos pipa. Ahora ya no vamos porque ya no nos hace la misma ilusión… ahora ya estamos en sala, que es más divertido y menos cansado.
Y realmente lo del metro tampoco duraba mucho. Hora y media, que era el tiempo que solían tardar los de seguridad en encontrarnos y echarnos.

 

Os habéis formado en teatro físico, os habéis curtido en calles y semáforos haciendo malabares… ¿y acabáis haciendo comedia para hacer llorar a la gente?
¡No nos sale otra cosa! Hemos intentado hacer otras cosas juntos, pero es que lo convertimos todo en comedia… Conste que nosotros partimos de la premisa de no buscar que la gente se ría. Eso nos quita presión, y nos permite jugar con los personajes con tranquilidad… y si se ríen, ¡”pos” mira que bien!
La calle nos ha dado el contacto con la gente, el aprender a escuchar al público, el aprovechar las adversidades a nuestro favor… En “Especialistas del Amor”, aunque no lo parezca, metemos muchas cosas de teatro físico como la pantomima y la manera de crear los personajes. Estamos trabajando en otro espectáculo más físico y de mediano-gran formato que se llama “Tecnopoetas del siglo XXII”, con manipulación de objetos, música… e, inevitablemente, comedia.

 

 

Con vuestro show “Especialistas del amor” lo habéis petado bastante. ¿Qué os ha inspirado más: leer a Becquer o escuchar a Luis Miguel?
Jaja, ¡Luis Miguel sin duda alguna! ¿Te has parado a leer las letras sin escuchar la música? Ahora dale esa letra a Strawberry de Def con Dos (que se crearon en Vigo, por cierto), ahora dale esa letra a Punset.

 

Sois humoristas, pero, como queda demostrado en el mencionado show, no se os da mal tampoco el arte de la canción. ¿Creéis que se hubiera podido salvar el canal 40 latino, recientemente desaparecido, si hubieran emitido “Pasa de mí”?
Por supuesto. De hecho, cuando hagamos el videoclip les vamos a proponer que reabran el canal… Aunque conste que ellos tenían videoclips y temas más cómicos que el nuestro, pero no lo sabían.

 

 

 

 

Durante 2011 os dejasteis ver sobre todo por Madrid y alrededores, incluidas diversas actuaciones solidarias, pero donde os convertisteis en fijos fue en La Escalera de Jacob. ¿Vais a repetir este año?
Pues no. Nos vamos a una sala con más butacas y más céntrica. Se llama “La Luneta de Sol” que está en la Calle Mayor… al ladito mismo de Sol. Empezamos allí este mes de febrero y estaremos dando guerra hasta que vayamos a una sala con más butacas aún (dice el fantasioso). Además estamos en un par de circuitos de comedia que nos mueven por cafés teatro.

 

Vuestro nuevo espectáculo se llama “Tecnopoetas del siglo XXII”. ¿De qué va el asunto?
Estamos todavía en fase de creación. De momento tenemos un número de 15 minutos en el que dos tíos raros llegan al espacio para recitar una poesía y hacer una canción techno sacándole música a elementos cotidianos como pueden ser una muleta, un taladro, un globo, la barriga de Herminio… perdón, los abdominales de Herminio. Lo vamos grabando en un pedal Loop Station.
Así empezó Especialistas del Amor: a partir de un número investigamos qué es lo que funciona de nosotros y de esos personajes. Una vez tengamos bien cerrado el número y conozcamos más a los Tecnopoetas nos será más sencillo embarcarnos en hacer un show de una hora. Lo difícil es empezar.

 

 

También trabajáis por separado, ¿nos ponéis al día sobre Teatro del Alambre y Polifonía gamberra? ¿Qué tal va la búsqueda de fans?
Teatro del Alambre es un proyecto en el que está embarcado Herminio Campillo (el murciano) junto a Didier Maes y a Alex Torregrosa. Nace de la necesidad de hacer un tipo de clown que no podíamos ver casi nunca, un clown entre sensible y poético (a veces lo llamamos clown maricón). Y a la vez un clown un poco cabrón. Un clown para adultos que vuelve a lo esencial, a lo pequeñito. El proyecto es una investigación donde buscamos la simplicidad y eso a veces nos complica bastante. De momento trabajamos en la creación de un espectáculo titulado “Mar de Aral”.
Polifonía Gamberra es un proyecto de EsteOeste en coproducción con Tela-Katola. Es un unipersonal de José Carlos Illanes (el gallego). Realmente empezó porque quería hacer un concierto con sus canciones… pero como todo lo que hacemos lo acabamos llevando por la comedia, el espectáculo se convirtió en un show con monólogos, canciones y juegos musicales con un Loop Station. El gallego también está trabajando con la compañía Tela-Katola y con La Jarana Teatro, formada por ex alumnos de la RESAD de gestual y dirigidos por Andrés del Bosque.
Y lo de la búsqueda de fans, siempre en proceso… seguiremos poniendo carteles de “Se buscan Fans” para que sepan donde estamos.

 

Para terminar, después de Intereconomía, ¿a quién os gustaría hacer pasar por el aro? ¿Y, aunque sea de radical, a quién le daríais un tartazo en la cara?
¡Al contrario! ¡Nosotros no queremos que la gente pase por el aro! Los personajes de los banqueros los hicimos para que la gente, de alguna manera, se negara a pasar por el aro y disfrutara de ese momento en el que decían con la boca llena: “¡Yo no paso!”. A nosotros nos gustaba que se metiesen con los personajes de los banqueros. Disfrutamos muchísimo cuando el de Intereconomía nos hizo esa entrevista y pudimos hablar de igual a igual…. ¡Que suerte que era en directo!
En cuanto a quién tiraríamos tartazos, pues… empezamos por nosotros mismos (que ya llevamos varios). Todo el mundo debería llevarse un tartazo y verse ridiculizado. Tomarse a sí mismos menos en serio….
Pero mira qué te voy a decir, un tartazo así con “Tol´brazo” se lo tirábamos a: los jueces que anularon el carácter de titulación superior a las enseñanzas artísticas, a todos los de la SGAE menos al conserje, a Botín, al del parche en el ojo de Intereconomía, a Esperanza Aguirre, a Ana Botella, a Rubalcaba, a Manuel Feijóo, a Valcárcel, a los del “Agua para todos”, a los que quieren que nos apretemos el cinturón y nos bajemos los pantalones, a las señoras que van vestidas con pieles y pelos cardados que te hablan en castellano con acento gallego cerrado y te dicen que no hablan gallego porque es de incultos, a los policías que no te dejan actuar en la calle…